Seleccionar página

Una mujer sabe perfectamente que es lo indispensable en su bolso: una identificación, una tarjeta de crédito, un lipstick y su móvil. No necesita más y así va a todas partes.
Por eso mismo, sabe que una cartera de mano es su complemento favorito para terminar de vestir sus outfits con mucho estilo. Atrás quedó el uso de las carteras solo para fiestas nocturnas, ahora mismo la cartera de mano la puedes usar en el momento que quieras.
Además son comodísimas porque normalmente las puedes llevar en la mano o si necesitas tus manos libres, las puedes llevar tipo bandolera. Sin ocupar espacio, haciendo su función sin molestar y otorgando a tu look un estilo diferente, urbano, chic.


¿Cómo llevarla?
Una de las mejores formas que tienes de llevar tu cartera de mano es a modo de clutch. Para ello, solo tienes que agarrar tu bolso y enrollarte el asa por tu muñeca.
Otra forma de llevarla es apoyarla sobre tu abdomen, tipo bandolera y cruzándolo frontalmente de manera que se convierta en protagonista de tu look. O cruzada hacia un lateral dejándola caer sobre tu cadera, es una de las formas más cómodas de llevar una cartera.
También puedes optar por la forma más clásica y segura, llevarla bajo el brazo cogiéndola por la parte inferior o simplemente cogerla con la mano de una esquina dejando ver al completo lo bonita que es tu cartera.
¿Cuál te resulta más cómoda de llevar? ¿Eres de cartera? Te animamos a hacerte con una para esos días en los que no tienes que llevar todo, solo lo imprescindible.